miércoles, 18 de septiembre de 2019

La isla de las estacas

Texto: Jose Manuel González
Fotos: Manuel Gutiérrez


Estocolmo, la Venecia del norte, capital de Suecia, el país de los temibles hombres del Norte y de aquellas suecas que despertaron a nuestro país del letargo en los años en que todo empezaba a contarse en color. Un país donde los pagos se hacen con tarjeta y donde los avances sociales, los valores morales y el compromiso con el medio ambiente nos quedan a años luz.

Este año decidimos viajar al norte de Europa a conocer la ciudad, a degustar su gastronomía y por supuesto a correr. Cada primer sabado de septiembre se celebra la Stockholm Halfmarathon, una carrera multitudinaria (14.000 corredores) con un trazado rompe piernas y con un horario intempestivo (15:30 horas). La salida, con cajones organizados caóticamente y los problemas digestivos de algunos, nos han impedido mejorar tiempos.




La Media recorre algunas islas de la ciudad que, conectadas con puentes, estaban plagadas de parques verdes y público. Hay que destacar que, por primera vez, corrieron tres "paziteros" miembros de la misma familia, los García Molina: Ingrid, Antonio y Pablo. Por supuesto, terminó imponiéndose la juventud del eminente proyecto de bioquímico que además debutaba en la distancia. Enhorabuena.



Un viaje y una Media muy recomendables. Pero a pesar de todo, no hay nada como volver a casa, disfrutar de nuestro sol y la vida en la calle y reivindicar el "landismo", la imagen del español bajito y peludo que seducía a las suecas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario